Nuestro camino hacia una Ley Integral de Paz y Dignidad de las Mujeres

El Movimiento Democrático de Mujeres desea expresar su  satisfacción inmensa mdmcastellanoante el trabajo que se está llevando a cabo a lo largo y ancho del Estado en la lucha por conseguir la abolición de la prostitución, una cuestión que empieza a tener cada vez más difusión y respaldo no sólo en Ayuntamientos, sino también en Parlamentos y Diputaciones de todas nuestras Comunidades Autónomas. Desde que el pasado 28 de noviembre se constituyera en el Ayuntamiento de Zamora (gobernado por IU,) la Red Libre de Trata de Mujeres y Niñas para la Explotación Sexual, ésta se ha impulsado y desarrollado a partir de una Moción allí elaborada en cientos de municipios, diputaciones y parlamentos que ya se han adherido a la Red.

Así, por ejemplo, la Moción ha sido aprobada en los ayuntamientos de Huelva, Barakaldo, Santa Coloma, Mejorada del Campo, Benalmádena, Totana, Miranda de Ebro, San Andrés de Rabanedo, Málaga, Lugo; en el Parlamento de Navarra y en las diputaciones de Barcelona, Córdoba, Toledo, Sevilla, Huelva, etc…, (lo que supone cientos de entes públicos en el conjunto del Estado).

El Movimiento Democrático de Mujeres, como parte del movimiento feminista del Estado español, sueña con la construcción de una vida digna de ser vivida por todas las personas, y en este sentido está volcando gran parte de su actividad en sacar a la luz el debate de la prostitución y de la trata de mujeres y niñas para la explotación sexual. Porque la prostitución no es compatible con la igualdad de género, porque la prostitución no es un trabajo sino esclavitud y violación, y porque no podemos educar en igualdad si sabemos que la mitad de las sociedad puede ser comprada, es cosificada y mercantilizada.

Esta Moción de adhesión a la Red constituye un primer paso en nuestro camino hacia la aprobación de una “Ley Integral de Paz y Dignidad de las Mujeres”, que esperemos pueda ser presentada, debatida y aprobada en la siguiente Legislatura.

Esta “Ley Integral de Paz y Dignidad de las Mujeres” contempla una nueva legislación laboral, un reforzamiento de todos los Servicios Públicos; inversión en Educación, Sanidad y Servicios Sociales; derecho a un trabajo digno, así como a techo, y propone la abolición de la prostitución para que el sistema capitalista no pueda comercializar los cuerpos de las mujeres que, empobrecidas por la acción nociva del propio sistema, se vean abocadas a sufrir la prostitución.

El modelo nórdico, con Suecia a la cabeza, ha demostrado que es posible avanzar en la consecución de una sociedad libre de violencias contra las mujeres. Así, en la Ley sueca denominada “Paz de las Mujeres”, uno de sus artículos propone la penalización del “putero o prostituidor” con multas económicas o incluso con seis meses de cárcel, mientras que las mujeres prostituidas son atendidas por trabajadores/as sociales y asistidas en casas de acogida.

Esta ley, en sus 18 años de vigencia, ha demostrado que cuando se invierten los recursos económicos en educar y concienciar a la población, sobre todo a las personas más jóvenes, la prostitución no es tolerada y admitida como un trabajo más, sino que es considerada como explotación sexual, violencia y violación que no puede ser reglamentada o regulada.

El modelo de Suecia también ha calado en países como Islandia, Irlanda del Norte, Noruega y, por último, Francia, país vecino que aprobó una ley abolicionista el pasado 6 de abril. La denominada “Ley de fortalecimiento de la lucha contra la prostitución”propone acciones para eliminar la concepción de que “es normal comprar el cuerpo de una mujer”. Los “prostituidores” pueden ser penalizados con multas que oscilan entre los 1.500-3.500€; la multa puede ir acompañada de cursos de sensibilización sobre las condiciones de la prostitución; atención a las mujeres prostituidas, que en un 90% son mujeres inmigrantes, a las que se les ofrece una “ruta de salida de la prostitución” que comienza con la obtención del permiso de residencia.

Esta Ley ha sido el resultado de un debate largo y arduo en el que el movimiento feminista (con el Mouvement du Nid a la cabeza), ha tenido un papel destacado, junto a los grupos políticos de izquierdas de la Asamblea Nacional, obteniendo de esta manera la ansiada aprobación de una Ley que ahonda en la igualdad y que pone de relieve, por ende, que está prohibido acceder al cuerpo y la sexualidad de los demás por la fuerza o por dinero.

Basándose en los ejemplos que se han citado, el MDM sigue con el objetivo –perfectamente realizable y factible-, de perseguir la aprobación de una Ley Abolicionista en el Estado español para seguir forjando una Europa y un mundo más justo e igualitario para todas las personas.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Feminismos en lucha, Opinión, prostitución, trata, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s